28-05-2024

KILIAN JORNET: 485,6K, 43.000 D+ (155 horas en casa)

No hace falta ir muy lejos para hacer cosas que sorprendan, admiren y creen afición. sólo hace falta quién lo haga y, sobre todo, que lo que haga sea realmente admirable, impresionante, en un mundo de humo y pretendidas hazañas que, en realidad, no lo son. Creemos que es una suerte haber coincidido en el tiempo con alguien como Kilian Jornet, un deportista con capacidad para sorprender allí dónde se lo proponga, sea en lugares inaccesible al común de los mortales o, como esta vez, allí donde muchos pasamos nuestros fines de semana o disfrutamos de nuestras carreras. Una vez más lo importante no es el «qué» si no el «cómo» y, yendo un poco más allá, ni siquiera el «dónde» tiene demasiada importancia.

 EL RETO ESTÁ EN CASA

El Rey nunca defrauda. Ni a quien le interesan básicamente los números: 177 cimas de más de 3.000 metros, 8 días, 485,65 kilómetros y ¡43.000! metros de desnivel positivo… Ni a quien le interesa el concepto: sólo, en «casa», enlazando las secciones a pie con tramos en bicicleta y repitiendo (enlazando) muchas de las cimas que recorrió de niño y que ahora recupera con el título indiscutible de mejor corredor por montaña (amén de buen alpinista) de todos los tiempos. 

El esfuerzo pasa factura. A todos.

Terreno conocido por muchos de nosotros, cimas accesibles, son la base del «qué», lo que todos tenemos a nuestro alcance con algo de ganas, tiempo y voluntad. Pero el «cómo» es lo que desmarca a Kilian Jornet del resto de los mortales, sin demasiada fanfarria previa, y sin necesidad de demostrar ya nada a estas alturas del partido, Kilian se embarca en un viaje no a la montaña si no a sus inicios, pero poniendo en la sartén toda su experiencia acumulada, todo el potencial físico y técnico que ha ido adquiriendo durante una vida para dar forma a una hazaña totalmente fuera de las posibilidades de la mayoría de los mortales. Una mayoría en la que, sin dudarlo, podemos incluir a muchos de los que hoy en día componen una élite enfocada únicamente en sus resultados en pruebas deportivas (algo legítimo por otra parte) pero cada vez más alejada de la esencia de la montaña. Larga vida al Rey.

Cima de la Pica d’Estats, colofón final al periplo pirenaico de Jornet.

Y si los números generales impresionan, al detalle aún lo hacen más: hasta 40 cimas en una sola jornada, jornadas de hasta 39 horas y enlaces en bicicleta ¿Quién da más? ¿Hasta dónde puede llegar el potencial y, sobre todo, la imaginación de Kilian Jornet? Probablemente ni él lo sabe.

Os dejamos con la nota de prensa oficial de la actividad:

«11 de Octubre, 2023 – Ayer, después de bajar de la Pica d’Estats y encadenar 177 cimas de más de 3.000 metros en solo 8 días, Kilian Jornet definió este viaje como una “experiencia increíble”. “Redescubrir así las cimas que ya no recordaba ha sido una experiencia espectacular y, por otro lado, una de las cosas más duras que he hecho nunca”, señala.

Hacer cima en el Vignemale, el Monte Perdido o el Aneto son metas significativas para muchas personas amantes de la montaña. También lo fueron hace unos años para Kilian Jornet. Por eso, hacía un tiempo que soñaba con volver a los Pirineos y encontrarse con las cimas y los paisajes que le vieron crecer.

“Este año quería participar en algunas carreras, pero una lesión me lo impidió. Después de recuperarme, empecé a plantearme diferentes proyectos y se me ocurrió encadenar las cimas de más de 3.000 metros de los Pirineos. Tenía esta idea en la cabeza pero no sabía si sería un reto posible o si suponía una locura. Después de consultarlo y dejarme aconsejar por personas que conocen muy bien los recorridos de los Pirineos, decidí hacerlo”, explica Kilian Jornet.

Los tresmiles de Kilian Jornet

 Su aventura empezaba el lunes 2 de octubre a los pies de la cima Frondella (Sallent de Gállego, Huesca) con el objetivo de disfrutar del camino y atravesar los Pirineos por un total de 177 cimas de más de 3.000 metros. Durante este viaje por algunos de los picos más icónicos de la serralada Pirenaica ha llegado a encadenar más de 40 cimas en una misma jornada, a caminar 39 horas seguidas y a desplazarse en bici para enlazar tramos. A pesar del agotamiento acumulado, la recompensa de llegar a cada cima ha valido la pena: “avanzar por todas estas aristas ha sido un placer y he disfrutado mucho de los recorridos. Había subido a estas cimas cuando tenía 13 años pero no las recordaba, y esto ha hecho que a nivel visual esta haya sido una experiencia muy intensa”.

Durante esta aventura el atleta se ha reencontrado con las aristas de las cimas más emblemáticas de la serralada pirenaica: Balaitus, Garmo Negro, Vignemale, Cilindro, Monte Perdido, Pic Long, Pic de Posets, Punta de Lliterola, Aneto, Sayó, Montcalm o Pica d’Estats, entre muchas otras cimas coronadas por Kilian Jornet en los últimos 8 días.

El viaje llegaba a su fin la mañana del 10 de octubre de 2023, cuando los primeros rayos de sol iluminaban la cima de la montaña más alta de Catalunya, la Pica d’Estats, en el Parque Natural del Alt Pirineu. Después de bajar, unas horas más tarde, Kilian Jornet ponía punto y final a esta experiencia memorable que le ha hecho darse cuenta una vez más de cómo de bella y vulnerable puede llegar a ser la naturaleza.

Durante estos más de 8 días, los apasionados de la montaña han podido seguir el recorrido del atleta a través de las redes sociales de Kilian Jornet y los canales sociales de NNormal, donde los seguidores le han podido ver y escuchar también durante algunos ratos de descanso. También han podido hacer seguimiento a través del perfil de Strava de Kilian Jornet.

Después de reencontrarse con los Pirineos y los paisajes que le han visto crecer, ha acumulado un total de 485,65 kilómetros, un desnivel de más de 43.000 metros y más de 155 horas de actividad física. Durante esta intensa aventura, el atleta y fundador de NNormal también ha podido testear diferentes prototipos de la marca en terrenos y condiciones muy técnicos y diversos: “ha sido un campo de trabajo excelente: el uso que le puedes dar durante unos cuantos años a un producto, concentrado en una semana”.»

Texto: Redacción / Prensa Kilian Jornet (Lymbus)
Fotografías: David Arinyo (@_avisuals)

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies