29-10-2020
Inicio / Carreras por montaña / Mallorca de extremo a extremo entre el mar y la montaña

Mallorca de extremo a extremo entre el mar y la montaña

105 km y +4.200 m

Gran éxito con 450 inscritos de 11 paises en la tercera edición del Ultra Trail Serra de Tramuntana

post-image

Entre el Mediterráneo y las montañas de la sierra de Mallorca transcurrió el pasado 16 de abril la tercera edición del Ultra-Trail Serra de Tramuntana. De los 450 inscritos de 11 países entre los dos recorridos, 363 consiguieron alcanzar la meta en Pollença. El atleta local Miquel Capó junto con el tarraconense Juan José Oliva Simó ganaron la carrera en categoría masculina con un impresionante tiempo de 12 horas y 10 minutos mientras que la catalana Montse Sisteré ganó en categoría femenina.

Este año se repitió la iniciativa del 2010 ofreciendo una alternativa a los 105 km y 4.200 m de subida acumulada del ultra, organizando un itinerario más corto de 62 km. Además, siguiendo la tradición, se volvió a cambiar el sentido de la prueba para que sea posible hacer todo el recorrido de día si se repiten dos ediciones consecutivas.

Justo antes de la salida del Ultra en Andratx, a las cero horas del sábado, en la penumbra y con la única iluminación de las luces frontales de los participantes, sonaba a fuerte volumen «Carmina Burana» de Carl Orff lo que puso la piel de gallina a la mayoría.

La adrenalina de la salida ayudó a afrontar la primera larga subida por un terreno muy técnico hasta la espalda de s’Esclop, seguida de una fuerte bajada que les llevaría al pequeño pueblo de Estallencs encallado entre el mar y la montaña. Todo ese tramo, como todos los de noche, estaba perfectamente señalizado con las más de 4000 cintas biodegradables con retro-reflector colocadas por la organización. Un tramo algo más suave pero con varias subidas y bajadas les llevó a Esporlas en el km 33 y de ahí por un tramo de enlace hasta el pueblo de Valldemossa, conocido por la estancia de Chopin en 1838 y por su «coca» de patata, un manjar del que pudieron dar cuenta los participantes.

De Valldemossa también salieron a las 7 de la mañana los participantes del Trail, una prueba menos exigente por su menor longitud y mayor margen de tiempo aunque también supuso un reto para muchos participantes menos en forma y otros que simplemente aprovecharon su menor longitud para plantearse la prueba como una larga carrera de montaña. En esta prueba tenía confirmada su participación el actual campeón del mundo de carreras por montaña, Tòfol Castañer pero una inoportuna lesión tres días antes le impidió tomar la salida.

El alba alcanzó al grueso de participantes en la salida de Valldemossa donde se sigue el Camí de S’Arxiduc y sus numerosos balcones naturales al vacío con vistas al mar. Después se pasa por el pueblecito de Deià i más tarde se alcanza Sóller. En esta localidad se organizó un avituallamiento especial a base de pasta y pollo para poder afrontar dos kilómetros después la impresionante subida del Barranc de Biniaraix, un antiguo camino de peregrinación realizado siguiendo la técnica de la piedra seca. Los 2000 escalones de piedra caliza de este camino y sus 800 metros de subida provocaron más de una pájara aunque la gran mayoría consiguió seguir adelante, alcanzar el Coll de Massanella, el Monasterio de Lluc y finalmente Pollença.

La llegada a Pollença repleta de público mostró la cara más emotiva de esta prueba, se vio algo de sangre de alguna pequeña caída, mucho sudor y también lágrimas en los nuevos «finishers», sus amigos y familiares.

Ultra Trail Serra de Tramuntana

 

Fuente: Pep-Lluís Molinet – Fotografias: ©Organización

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies